Como parte de un proyecto que buscaba promover la cultura en España y América Latina; fungir como nexo entre autores, lectores y libreros, y, sobre todo, apoyar a escritores noveles a concretar su sueño de ver publicadas sus obras, en el año 2012 se fundó Editorial Seleer.

En nuestros inicios, comenzamos a publicar pidiendo un mínimo de 48 libros de ventas en la 1° firma, lo cual nos permitió seguir invirtiendo en los autores y sus obras, sin embargo, a partir del año 2016, y con la firme convicción de apostar por nuestros escritores, suprimimos dicha exigencia, por lo que desde entonces, y hasta la fecha, ya no se exige un mínimo de ventas en la presentación, manteniendo nuestra política de colocar las obras en librerías físicas, pero sin ofrecer la corrección del texto.

Como todo en esta vida, evolucionamos, y como propósito de año nuevo, en 2019, no sólo financiamos a nuestros escritores asumiendo todos los costes, sino que implementamos el servicio de corrección de texto gratuito. Posicionándonos así, como la Editorial líder en la publicación tradicional para escritores noveles. Con el objetivo de ofrecer libros de calidad a escritores, editores, libreros, distribuidores y lectores.

Buscamos autores con talento para publicar su libro de forma convencional, distribuyendo su obra en librerías físicas y plataformas On Line asociadas.

Asumimos todos los costes de la edición, publicación, impresión y distribución física de los libros.
Ofreciendo al escritor desde la venta del primer libro, un 15% de royalties por las ventas en formato físico.

Da a conocer tu obra, no estás solo, te acompañamos durante el proceso.
No pagues nunca por publicar.

El labrador de versos

El labrador de versos
AUTOR:
Panolillo Díaz

AÑO DE PUBLICACIÓN:
2014

NÚMERO DE PÁGINAS:
132

MEDIDAS:
15X21

ACABADO:
Rústico

IDIOMAS:
Castellano

ISBN:
978-84-943405-2-9

Formato ebook:
No disponible

El libro está a la venta en Amazon y/o Casa del libro
Sinopsis
Para Panolillo, el alma de la poesía se verifica con el sentimiento y la palabra fácil o aparentemente, enjuiciada en si mismo. En su sentir de hombre sensible al campo de las alturas de Juncalillo de Gran Canaria y en su memoria, navegan los vestigios de un naufragio de las experiencias adquiridas en su deambular como escritor y en sensaciones del trigal y la siembra; para luego hacer con sus propias manos, el pan de versos que él llama humildes, pero que se encuentran en su corazón de poeta que ve transcurrir el tiempo e intenta atraparlo, pero tampoco manifiesta un real interés en sí mismo, pues lo compara al agua vertida en el pozo de la vida, en los charcos de lluvia, que no va a ninguna parte. Tiene tal vez, los dedos del ánimo agotados de su infancia en la montaña y la bondad y el equilibrio de un artista campesino de los versos como Miguel Hernández, contados para su isla, Gran Canaria que lo aprisiona y le ha dado el ser. Raudal de versos fluyendo entre berros y tabaibales próximos a lagarganta canora del pinar.
Javier de La Rosa
 
 
 
 
 
Usamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y obtener estadísticas anónimas. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.Más información.
Aceptar